Bruce Dickinson abrió la octava edición del VTEX Day
Bruce Dickinson abrió la octava edición del VTEX Day

Enviado especial. Las luces se apagan en el imponente Expo San Pablo. Una fuerte música suena de fondo. Los miles de presentes se preparan, gritos y aplausos mediante, para recibir a una de las estrellas de la primera jornada del VTEX Day. Se vuelven a prender las luces y Bruce Dickinson sale al escenario corriendo. El líder de Iron Maiden llegaba a San Pablo, no para brindar un show de heavy metal, sino para dar una inspiradora charla a miles de emprendedores de diferentes partes del mundo.

Músico, piloto, empresario, esgrimista… Con cualquiera de esas profesiones se podría presentar el británico de 59 años, a quien la vida lo llevó –y lo sigue llevando- a diferentes horizontes; a vivir “out of the box” (“fuera de la caja”), tal como él mismo lo reconoció este lunes.

Desde muy joven Dickinson soñaba con cantar, formar una banda y brindar recitales. La mala posición económica de su familia no fue impedimento, y logró lo que tanto anhelaba. Así llegó a liderar nada menos que Iron Maiden, una de las bandas icono del heavy metal.

Lo que siguió después fue éxito, fama y reconocimiento mundial. Pero eso no fue suficiente para Bruce. “En un momento pensé que mi vida iba a ser igual a la de todas las bandas, y eso me deprimía”, confesó el artista.

Dickinson pidió a los que asistieron a su presentación que se dejen picar por el “mosquito creativo”
Dickinson pidió a los que asistieron a su presentación que se dejen picar por el “mosquito creativo”

“Necesitaba hacer algo para mantener en ejercicio mi cabeza”. Así es como en 1993 se alejó de la banda –eso que tanto añoró de chico-, y salió a buscar nuevos horizontes.

Inspirado por su tío, un ingeniero en aviación, se formó como piloto: “Si uno no sueña, las cosas no pasan”. Una vez más, Bruce tomaba decisiones “out of the box”, sin quedarse en el confort de la fama y el éxito. Fruto de ese esfuerzo de años surgió la empresa de mantenimiento aeronáutico Cardiff Aviation, que dirige hasta el día de hoy.

No todo fue éxito en su vida. También debió afrontar fracasos y momentos complicados. Pero bajar los brazos nunca fue opción para Dickinson: “Cuando te caes del caballo tienes dos opciones: no subirte nunca más o volver a subirte. En mi opinión, te vuelves a subir y aprendes a adaptarte, pero nunca te rindes”.

En 2015 se le diagnosticó cáncer de lengua. “Solo porque tenía cáncer no podía tirar todo. El mundo no iba a parar”, señaló durante su inspiradora ponencia. Finalmente, después de completar su tratamiento, superó el cáncer y continuó con su vida.

Pensar “out of the box” pidió el líder de Iron Maiden
Pensar “out of the box” pidió el líder de Iron Maiden

“Su actitud frente al fracaso los va a definir en sus proyectos”, les aseguró a los miles de emprendedores que colmaron el Expo San Pablo.

“Uno tiene que ser capaz de adaptarse, de cambiar, de ser rápido, ágil…”, agregó.

Ese pensamiento le permitió sobrellevar sin problemas los cambios en la música con el avance de la tecnología. Mientras para las discográficas era un gran problema para la industria, Iron Maiden se reinventó y siguió a la par del desarrollo tecnológico.

“Para nosotros no hubo tanta diferencia con la llegada del mundo digital. Las discográficas no se adaptaron y seguramente terminarán cerrando”, auguró.Dickinson también contó su experiencia como piloto

Dickinson también contó su experiencia como piloto

Iron Maiden no sólo siguió vendiendo discos, sino que además decidió expandir “la marca”. Pero siempre, con el foco puesto “en la gente”. Así la banda incursionó en el mercado de las cervezas: “Combinamos música y cerveza para la gente”.

Un verdadero trotamundos que muchos de los sueños que ha tenido en la vida los pudo cumplir. Para eso fue fundamental dejarse picar “por el mosquito creativo”.

“Nunca desistan de nada. Si se caen del caballo, vuelvan a subirse (…) Con o sin plata uno puede arriesgar. Y para eso se necesita coraje”, concluyó.

Luego de dar por casi una hora uno de los “conciertos” más inspiradores, Dickinson fue despedido entre aplausos y ovaciones, como un verdadero rock star.

Redacción Ver.bo

Fuente: Agencias